domingo, 9 de mayo de 2010

La iluminación de cada habitación, un factor clave a la hora de decorar el hogar


Una correcta y específica iluminación para cada una de las habitaciones del hogar puede hacer que éste luzca como nuevo. Para lograrlo, deberemos tener en cuenta las acciones que realizamos en cada una de ellas y su tamaño, aconsejan desde Fotocasa.

El salón-comedor

Actualmente encontramos multitud de tipos de bombillas, focos y lámparas que garantizan una correcta iluminación general. Sin embargo, lo más actual es colocar ojos de buey en el techo, ya que iluminan lo suficiente la estancia sin sobrecargar. Sustituir nuestra vieja lámpara por éstos puede ser una gran idea y nos puede ayudar a ampliar visualmente el salón.

Con tan sólo cambiar la pantalla de alguna de nuestras lámparas de pie, obtendremos un cambio sustancial Pero, además de ésta, debemos asegurarnos de colocar luces de ambiente en según qué rincones del salón. Las pequeñas lámparas de mesa o lámparas de pie pueden ayudarnos a crear luces puntuales para disfrutar de la lectura. Con tan sólo cambiar la pantalla de alguna de nuestras lámparas de pie, obtendremos un cambio sustancial.

El dormitorio

Como en el resto de las estancias, en el dormitorio debemos disponer de una luz general, que nos permita movernos por la habitación cómodamente. Junto con ésta, y teniendo en cuenta que el dormitorio es una zona para el relax, debemos pensar, sobre todo, en las luces puntuales de las mesillas. Ahora, lo más actual es colocar pequeños apliques dirigibles en la pared que nos sirvan como luz de trabajo, ideal para disfrutar de la lectura antes de dormir. Cambiar nuestra pequeña lámpara de sobremesa por éstos dará a nuestro dormitorio un toque más moderno.

Muy importante resulta también tener bien iluminado el armario. Esto nos permite acceder antes a las prendas que buscamos y poder observar los colores con nitidez. Unos focos dirigidos a éste nos resultarán de mucha ayuda y destacarán nuestro armario o vestidor.

El baño

Delante del espejo se llevan a cabo actividades como el maquillaje que precisan de una adecuada iluminación Por otra parte, el cuarto de baño es una estancia que debe tener, además de la luz general, una iluminación específica en algunas zonas. Delante del espejo se llevan a cabo actividades como el maquillaje que precisan de una adecuada iluminación. Sustituir las típicas bombillas incandescentes por halógenos en la parte superior del espejo nos ayudará a tener una visión más clara.

La cocina

Hasta hace no mucho, la iluminación de las cocinas consistía en una lámpara de techo o un fluorescente para crear luz general. Sin embargo, en esta estancia realizamos tareas como cortar, fregar o comer que requieren una correcta visión. Por eso, para realizar estos menesteres cómodamente es necesario cada una de las zonas de la cocina esté iluminada de manera específica.

Cambiar la lámpara de techo por ojos de buey o el fluorescente del techo por otros más pequeños tapados con cristal darán una luz más blanca y una visión más correcta. Acompañar a esta luz central con otras específicas dará a nuestra cocina una imagen totalmente distinta y la hará más espaciosa.
(20 Minutos – España)

No hay comentarios:

Páginas vistas en total